Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los diabéticos.

Presentan una revolucionaria terapia para la diabetes tipo 1 en mascotas

Virbac, el sexto grupo farmacéutico veterinario más grande del mundo, ha firmado con la empresa biotecnólogica estadounidense SymbioCellTech un acuerdo para el desarrollo conjunto y la comercialización de ‘Neo-Islet’, una terapia celular para tratar animales que padecen diabetes insulinodependiente.

En la actualidad, la terapia estándar para tratar la diabetes tipo 1 en animales de compañía incluye la monitorización de la glucosa en sangre y la inyección subcutánea de insulina, como si de un ser humano se tratara. Sin embargo, este enfoque es complicado y la mayoría de los animales tardan en adherirse de forma óptima al tratamiento, llegando a sufuir complicaciones que pueden llevar a una esperanza de vida más corta.

Para solucionarlo están los Neo-islet, pequeños grupos celulares que se administran fácilmente en la cavidad abdominal y que requieren de un procedimiento ambulatorio, proporcionando un control duradero del azúcar en sangre sin necesidad ni de insulina subcutánea, ni de dispositivos de encapsulación, ni de medicamentos tóxicos para evitar el rechazo.

Para ello, los científicos de SymbioCellTech han empleado células madre mesenquimales adultas que bloquean el ataque inmunológico a las células de los islotes pancreáticos trasplantadas, un proceso patentado que denominan “encapsulación natural”, un enfoque que provoca que, a diferencia de los dispositivos de administración artificial que se introducen en el cuerpo, los “neo-islotes” no generen una reacción de cuerpo extraño, que a menudo conduce al fracaso de la terapia.

Se trata de estructuras celulares biológicamente puras que poseen todas las funciones de las células de los islotes pancreáticos normales, y que están protegidos del rechazo y la eliminación inmunomediada. De esta manera, los grupos celulares desarrollados están formulados específicamente para tratar perros con diabetes insulinodependiente, y ya se han testado siguiendo el procedimiento Investigational New Animal Drugs’ (INAD) de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) de los Estados Unidos en un pequeño número de perros de compañía insulinodependientes, en los que se demostró una eficacia prometedora de larga duración y un excelente perfil de seguridad.

Según ha explicado Russ Reiss, director de operaciones de SymbioCellTech, “aunque la investigación y el desarrollo llevarán tiempo y resultarán complejos, este acuerdo abre una puerta muy nueva y prometedora para los propietarios de mascotas en todo el mundo, dándoles en última instancia la oportunidad de una terapia única para sus animales de compañía diabéticos, que deja atrás el controla diario de la glucosa y las inyecciones de insulina, y al mismo tiempo evita las muchas complicaciones de la diabetes a largo plazo”.

Estilo de Vida