Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los diabéticos.

Hacer ejercicio físico al aire libre ofrece importantes beneficios para mejorar la diabetes

De todos es sabido que realizar ejercicio físico de forma regular es fundamental para gozar de una buena salud, así como que sus beneficios para el funcionamiento del organismo y la prevención de enfermedades son innumerables... pero, los expertos destacan que es fundamental para mejorar la diabetes, además de convertirse en una opción eficaz para aumentar los niveles de vitamina D, afectados por la pandemia del Covid-19.

En la sociedad actual muchas personas no encuentran tiempo para realizar la actividad física que de verdad le gustaría, sin embargo, los expertos recomiendan realizar ejercicio físico durante 30 minutos al día, ya que el sedentarismo constituye un factor de riesgo para la aparición de enfermedades como la diabetes, pero también obesidad o depresión.

Durante la pandemia del Covid-19, los expertos en nutrición y endocrinología han incidido en la importancia de una alimentación saludable y la realización de ejercicio físico para un mejor pronóstico en caso de contagio del virus; destacando el consumo de alimentos ricos en vitamina D, y simplemente, el hecho de caminar durante 30 minutos al día, repercutirá positivamente en nuestra salud, con importantes beneficios.

Entre los efectos de realizar ejercicio físico durante media hora diaria, los expertos destacan:

  • Diabetes

Caminar contribuye a que los músculos absorban en mayor cantidad la glucosa, provocando una reducción de ésta en la sangre. De esta manera, realizar ejercicio físico de forma moderada supone un gran beneficio para las personas con diabetes tipo 2.

  • Salud cardiovascular

Salir a caminar durante 30 minutos al día mejorará la circulación sanguínea y ampliará la capacidad de bombeo del corazón, lo cual se convertirá en padecer un menor riesgo de sufrir enfermedades de tipo cardiovascular.

  • Colesterol

El ejercicio físico reducirá la tensión arterial y nos ayudará a controlar los niveles de colesterol en sangre. Además, comenzar a caminar 30 minutos de forma diaria es una actividad que puede realizar cualquier persona, salvo aquellas con alguna limitación de movilidad. Por eso, dejar atrás la vida sedentaria a través de este método es ideal para comenzar una vida activa y dar pie a una mayor realización de ejercicio físico.

  • Salud de los huesos

Salir a caminar durante media hora al día ayuda a reducir el riesgo de osteoporosis, una enfermedad que se caracteriza por la fragilidad y debilidad de los huesos.

  • Aumento de los niveles de vitamina D

La primavera es una época del año idónea para abandonar la vida sedentaria y comenzar a caminar de forma regular cada día, una actividad que aumentará los niveles de vitamina D en nuestro cuerpo, una sustancia de la que la mayoría de los españoles es deficitaria.

Estilo de Vida