Baleares aprueba la adquisición de monitores para controlar constantemente la glucosa de los diabéticos

El Ibsalut, el organismo que gestiona la Sanidad en las Islas Baleares, ha autorizado la tramitación de la prórroga del contrato de suministro de tiras reactivas para determinar a domicilio la glucosa en la sangre con la posibilidad de utilizar la calculadora de insulina con raciones, por un importe de 1,7 millones de euros.

Se trata de monitores de sensores para pacientes con diabetes que detectan la glucosa en el nivel subcutáneo, unos aparatos que, por un lado, miden continuamente la glucosa en el líquido intersticial (el espacio entre las células) por medio de un sensor implantado o insertado dentro de la piel y, por otro, pueden emitir órdenes a la bomba infusora para evitar una hipoglucemia.

Este sistema consigue mejorar la supervisión de la glucemia, reducir el número de ingresos hospitalarios por descompensaciones y también controlar mejor los episodios nocturnos de hipoglucemia.

En definitiva, con este sitema se facilita a los pacientes con diabetes, de los que en Baleares hay casi 65.000, 3.000 de ellos con diabetes tipo 1, un control adecuado de la enfermedad, de forma que les mejora la calidad de vida.

La medición es especialmente importante en la diabetes mellitus de tipo 1, cuyos pacientes son insulinodependientes y en la diabetes gestacional. Este autoanálisis se orienta a mejorar el autocontrol del paciente con el objetivo de promover la responsabilidad y la autonomía en el tratamiento de la enfermedad.

Instituciones