Una glucosa posprandial elevada aumenta el riesgo de padecer diabetes

glucospostpandrialLa glucosa posprandial, está formada por los valores de azúcar en sangre que se producen después de comer, y según algunos estudios debe ser controlada, ya que el incremento de estos valores aumenta el riesgo de padecer algunas de las enfermedades derivadas de la diabetes. “En la actualidad, la mayoría de los pacientes que han sido diagnosticados con diabetes no mantienen un control adecuado de su nivel de azúcar después de las comidas e, incluso, no recurren a la medición de la glucosa posprandial”, sostiene Paul Frenk Barón, investigador principal de Ultimate Medica, clínica en la Ciudad de México que participa de estudios científicos para la aprobación de medicamentos para diabetes.

La hiperglucemia (alta concentración de glucosa en sangre) posprandial puede ser determinada midiéndola dos horas después de la ingesta de un alimento; si el resultado es superior a 200 mg/dL es un indicador de diabetes mellitus”, indicó el especialista.

Cuenta ladiabetes.net que una gran cantidad de estudios muestran que los pacientes que cuentan con valores normales en el ayuno, pero que después de la ingesta de alimentos elevan estos valores, tienen un mayor riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. “Esto se explica porque los estados posprandiales se presentan en las personas en alrededor del 75 % del día, mientras que los estados de ayuno únicamente en el 25 %" afirma este especialista.

Es muy importante que el paciente se conciencie para controlar su glucosa y no sólo la de ayuno, puesto que de esta manera podrá retrasar las temidas complicaciones de la diabetes”, agregó el doctor Frenk Barón.

Uno de los parámetros mas confiables, es el que se realiza con el control de la hemoglobina glucosada, ya que con ella se tiene un promedio de los niveles de glucosa de los últimos 3 o 4 meses del paciente. “Controlar la glucosa posprandial ayuda a alcanzar la meta propuesta de hemoglobina glucosilada, y por cada punto porcentual que un paciente logre disminuir este rango estará reduciendo hasta en 14 % el riesgo de infarto al corazón; en casi un cuarto la posibilidad de muerte por diabetes, y hasta 43 % el riesgo de amputaciones”, finalizó el doctor Frenk Barón.

Investigación