La ventajas de un "bypass gástrico" para los diabéticos...

En el momento en el que nos ponemos a dieta para bajar de peso, todos tenemos que cuidar nuestra alimentación y discernir qué alimentos van a ayudarnos a llegar a nuestro objetivo más rápidamente sin necesidad de dañar nuestra salud... y las personas con diabetes destacan entre las que deben organizar aún más sus comidas si quieren perder peso, ya que tiene un estado de salud más delicado que el resto de personas.

 

Así las cosas, acaba de publicarse un nuevo estudio que concluye que el bypass gástrico podría convertirse en una de las mejores opciones para bajar de peso en las personas con diabetes, las cuales deben reducir la ingesta de alimentos y mejorar su estado corporal.

De esta manera, el bypass gástrico puede ser la mejor opción para perder peso en pacientes con diabetes, en lugar de la gastrectomía de manga o una terapia médica, que son las soluciones que vienen repitiéndose hasta el momento.

Según este estudio, realizado por investigadores del Colegio de Médicos y Cirujanos de la Universidad de Columbia (Estados Unidos), publicado en la revista JAMA, estos han creado un modelo para investigar la efectividad, las mejoras en la calidad de vida, los costos y las complicaciones del bypass gástrico, situándose como el primer estudio en considerar la gravedad de la diabetes en una comparación de bypass gástrico y gastrectomía en manga.

En la gastrectomía en manga, el estómago se reduce permanentemente a aproximadamente una cuarta parte de su tamaño original, pero no se crea un bypass. En este sentido, el investigador principal Chin Hur, ha comentado que "nuestro estudio sugiere que, en la mayoría e los casos, el bypass gástrico es la estrategia preferida cuando se analiza un marco de tiempo de cinco años, a pesar de los costos y complicaciones quirúrgicos iniciales más altos. Y se vuelve aún más rentable cuando se considera durante 10 o 30 años".

Por otra parte, los resultados de otro estudio publicado en la revista ACS Nano, detallan que el método comienza con una inyección de un hidrogel, especialmente desarrollado usando una aguja de insulina, en un depósito de grasa directamente debajo de la piel. En este caso, el experimento en ratones ha demostrado que, a pesar de tener una dieta alta en grasas, este tratamiento ha ayudado a que tuvieran una masa corporal más ligera después de dos semanas, en comparación con los ratones obesos del grupo que no recibieron el tratamiento.

Investigación