Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los diabéticos.

La insuficiencia cardíaca puede empeorar las condiciones de la diabetes

Pluma de insulina iSegún los investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chiba (Japón), la insuficiencia cardíaca provoca resistencia a la insulina y puede empeorar la calidad de la diabetes y la salud del que la padece. El estrés de la insuficiencia cardíaca activa el sistema nervioso simpático, activando el gen p53, señalado por los investigadores del estudio como “un señal de envejecimiento celular”.

Esta señal de envejecimiento conduce a la inflamación en el tejido adiposo, la resistencia asociada a la insulina y al empeoramiento de la función del corazón.

Estudios clínicos anteriores muestran la posible relación entre la insuficiencia cardíaca y la diabetes, pero no existía un informe científico que lo corroborara y que demostrara una relación causal entre estas dos patologías asociadas a la edad, ha declarado Tohru Minamino, principal investigador del estudio. “La proteína p53 es probablemente la más conocida como supresora tumoral. Sin embargo, la activación constante de la señal contra el cáncer puede promover la inflación y otras enfermedades del envejecimiento”, señala Minamino.

En 2007, el investigador japonés había demostrado en la revista Nature que la acumulación del gen p53 en el corazón, provocada por el estrés, origina el fallo cardíaco. Además, también dio a conocer en la misma publicación dos años después, que el envejecimiento o ingesta excesiva de calorías inducen a la activación de dicha proteína, dependiente de las señales de envejecimiento celular en el tejido adiposo que causa la inflamación y la resistencia a la insulina.

Parece que la activación cardíaca del gen p53 también conduce a la activación del p53 en el tejido graso. Este envejecimiento celular interactúa con otras señales que acelera el desarrollo de enfermedades”, indica Minamino. El tratamiento ideal sería bloquear la inflamación que acompaña a la activación del gen, sin comprometer su lucha antitumoral.

Minamino señala la importancia de investigar los mecanismos moleculares del p53 que provocan la inflamación en diversos tejidos. “Debemos desarrollar una terapia antienvejecimiento sin aumentar el riesgo de cáncer”, resalta Minamino.

Investigación