Suscríbete gratis a nuestro Boletín semanal y recibe las últimas noticias relacionadas con el mundo de los diabéticos.

Aumentan los casos de diabetes e hipertensión en niños

diabetesniosUn grupo de expertos ha alertado que existen factores que revelan la gravedad de la obesidad infantil en México, tales como la hipertensión y la diabetes en consultas pediátricas, además de que 16 por ciento de los jóvenes de entre 20 y 24 años presentan problemas de presión arterial alta.

Según publica el diario mexicano El Universal, el subdirector de Especialidades Médico-Quirúrgicas del Instituto Nacional de Cardiología, Juan Verdejo Paris, ha señalado que a consecuencia del sedentarismo y obesidad infantil en el país, los casos de hipertensión en niños de 10 a 12 años de edad han ido en aumento.

"El hecho de no atender un problema de obesidad causa que el niño comience a cargar 10 años antes con grasa acumulada, que antes comenzaba a presentarse entre los 20 ó 30 años, y esto es la causa por la cual se registran infartos entre los 40 y 45 años, cuando hace años estos eran propios de personas mayores a los 60 años", comentó.

Al mismo tiempo, el secretario de la Asociación Mexicana para la Prevención de las Aterosclerosis y sus Complicaciones (AMPAC), Eduardo Meaney Mediolea, destacó que "el hecho de que la obesidad siga, de que cada vez haya más niños obesos, de que ahora los pediatras también atiendan hipertensión esencial y diabetes Tipo II a los niños, indica que lo que se ha hecho ha sido insuficiente. Hay que ir a la raíz del problema".

Meaney consideró que sobre todo se deben fomentar los buenos hábitos alimenticios y la actividad física, y que no sólo se queden con una serie de alimentos prohibidos en la escuela. Además, solicitó que en esas acciones participen autoridades, legisladores y las propias familias, porque el incremento de enfermedades como la hipertensión arterial, diabetes y trastornos que afectan a las arterias, como colesterol, son causa de enfermedades que matan.

"El problema mayor es la obesidad y el sobrepeso son consecuencia primero de algunos esterotipos, algunas alteraciones genéticas, pero sin duda alguna por el tipo de alimentación que ahora tenemos", sostuvo Meaney Mediolea.

Para tratar de contrarrestar el problema, los cardiólogos recomendaron comenzar a fomentar en los menores hábitos saludables, como comer sanamente con gran cantidad de frutas y verduras, dejándose a un lado platillos con altos contenidos de grasa. Además abogó por motivar a los niños y jóvenes a realizar actividades físicas, pues se ha demostrado que el sedentarismo, provocado por pasar varias horas del día frente a la televisión o la computadora, son una de los principales factores para desarrollar hipertensión.

Organizaciones